fbpx

Yo tuve fobia social

Fui diagnosticado al final de mi adolescencia, aunque me llevaba afectando años. Fue un proceso terapéutico con dos profesionales - en distintos momentos de mi vida - lo que me llevo en primer lugar a trabajar sobre lo que me ocurría, y en segundo lugar a estudiar psicología

A lo largo de toda mi formación he prestado especial atención a investigar este tipo de problema, y prepararme para tratar la fobia social en otra personas.

TEDx Fernando Díez Serrano - Fobia Social

En 2015 fui ponente en TEDx Salamanca hablando sobre ello. Dos compañeros y amigos que organizaron este evento por primer vez en Salamanca pensaron en mi para un bloque de charlas testimoniales. En la charla que puedes ver, mi proceso terapéutico estaba en la fase final. Fue un momento duro, pero también me ayudó poder sentir el aprecio de la gente a pesar de todos mis síntomas en ese momento. Desde entonces esta charla parece haber ayudado a muchas personas, cosa que se por otros compañeros que la utilizan en sus terapias como recurso, y por mensajes que recibo.

Para mi sin embargo, hablar de ella solo tiene sentido para que otras personas sepan que no están solas en todo esto, que tienen derecho a hablar de ello y pedir ayuda.

Qué es la fobia social

Los psicólogos utilizamos algunas formas de etiquetar un grupo de síntomas. Solemos hablar de trastornos, para resumir a través de una etiqueta o nombre un grupo de síntomas.



Ansiedad, preocupaciones y miedo

¿La fobia social es solo eso?

Imagina que tienes 14 años y que sales a hablar en clase delante de tus compañeros. En ese momento tu voz y tus manos tiemblan, escuchas risas de compañeros y ves como tu cuerpo se descontrola. O quizás, que pasado un rato estás en el recreo, y esas mismas sensaciones y miedos aparecen cuando te planteas hablar en tu grupo de amigos.

¿Crees que todo se resumiría en ansiedad, preocupaciones y miedo? Probablemente tu respuesta sea no, aunque aún así puede que esos tres conceptos sean importantes en tu experiencia. Pero lo lógico, es que haya matices que van apareciendo en la vida de toda persona que sufre situaciones de este tipo: recuerdos frustrantes, sentimientos de culpa, aislamiento o rechazo, conductas de evitación o escape de momentos frustrantes, elecciones en la vida que no impliquen exponerse a un público. etc.

¿Cómo se si tengo fobia social?

La fobia social no se tiene, se diagnostica. Y aún en esos momentos no es una definición de la persona, sino una descripción de una pequeña parte de su vida o forma de ser. En primer lugar debe ser un psicólogo o psiquiatra, quien evaluando de la forma adecuada lo determine. Aún así, los "cajones" que utilizamos en ciencia pueden no encajar perfectamente para todas las personas, así que seguramente el caso de cualquier persona tenga sus matices: algún síntoma que varíe, o que sea más intenso, o quizás una necesidad de trabajar con hechos pasados que han generado una experiencia traumática.

¿Se cura la fobia social?

La corriente cognitivo-conductual - un tipo de terapia - sitúa le éxito entre el 70 y 80% de sus casos. Hay un porcentaje de recaidas, y gente que en esos estudios no consigue superarlo. ¿Quiere decir eso que nunca lo harán? No, quiere decir que en ese estudio en el que participaron, con ese modelo de terapia, no lo consiguieron.

¿Quiere decir que todo el mundo lo supera?

No podemos asegurarlo tampoco, pero son datos para pensar que la gran mayoria puede obtener mejoras notables en su vida a través de la terapia. Y afortunadamente hay modelos diferentes de terapia, para esas personas para las que un tratamiento concreto sobre fobia social, no les funcione.

Tratamiento para la fobia social

Lo primero es saber que hay diferentes tipos de tratamiento validados. Mi modelo es un modelo integrativo: utilizo un tipo de tratamiento, pero abierto a complementarlo con otras técnicas dependiendo de la persona que acude a consulta.

Enfoque sistémico

Para mi va a ser básico comprender a la persona como algo más allá de una posible fobia social. Creo que tenemos que entender a las personas como lo que son.

En ese sentido, por supuesto que vamos a trabajar en eliminar síntomas, pero será igual de importante potenciar y aprovechar otras cualidades de la persona para mantener esos cambios, ayudar a su entorno cercano a ayudarles y entenderles sin ser invasivos o molestos etc.

Los aliados son clave

¿Te imaginas un adolescente viviendo esto? ¿Un niño? ¿Una madre? ¿Un empleado de una empresa? Cuando trabajamos en terapia - si es posible, y siempre que el paciente lo permita - nos interesa que colaboren las personas cercanas.

Un tratamiento individual en un adolescente puede ser efectivo, pero ayudar a las familias a entenderlos y saber como equilibrar entre cuidarles y dejarles sentirse adultos puede ser determinante. Más incluso si explicamos al instituto cómo puede ayudarle sin dejarle en evidencia delante de sus compañeros.

Una primera sesión informativa

Para las personas con fobia social, habitualmente es muy complicado decidir ir a terapia, porque implica ponerse delante de un desconocido y tener que "controlar" esos síntomas que tan incómodos son, y tanto dolor han causado. Digamos que la dificultad podría reproducirse en consulta. Por eso inicialmente ofrezco una forma de acercamiento sin compromiso: una llamada, una reunión de 20 minutos, o una videollamada para ver cómo se siente, y después poder decidir si tras esa primera experiencia quiere finalmente empezar un tratamiento.

Rellena el formulario y contacto contigo

He leído y Acepto la política de privacidad.

Empresas donde he tratado la fobia social

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies